TITULARES
del Mundo
 

I Argentina I Brasil I
I América Latina I
I España I EE.UU. I
I Canadá I Europa I
I Asia I Africa I
I Oceanía I

 

DIARIOS
del Mundo


I Argentina I Brasil I
I
Estados Unidos I
I
España I Europa I
I
América del Sur I
I
América Central I
I
América del Norte I
I
Africa I Asia I
I
Oceanía I
I
Medio Oriente I
I
Internacionales I

 

EN VIVO

Radios del
Mundo


I América Latina I
I España I EE.UU. I
I Canadá I Europa I
I Asia I Africa I
I Oceanía
I Medio Oriente
I Internacionales I

 

BUSCADORES

del Mundo


I América del Norte I
I América Central I
I América del Sur I
I Europa I España I
I Africa I Asia I
I Medio Oriente I
I Oceanía I
I Temáticos I
I Internacionales

 

ECONOMIA
MUNDIAL


I América Latina I
I Africa I Asia I
I España I EE.UU. I
I Europa I
I
Oceanía I  
I Canadá
I Medio Oriente
Bolsas del Mundo I

 

MEDIOS

del Mundo


I Agencias
de Noticias I

I Diarios I 
I Revistas I
I Radios I
I Televisión I

 

Red Indymedia

I Argentina I
I Bolivia I
I Brasil I Chile I
I Colombia I
I Perú I
I Ecuador I
I Chiapas I
I México I
I Uruguay I
I Barcelona I
I Madrid I
I Euskal Herria
I EE.UU.I

 
 
 
 

Agregar 
a favoritos

Recomendar
 este sitio

 

SERVICIOS

I Mapas I
Traductor
I
I Guía del Mundo I
I Diccionario

I Buscabiografías 
I Universidades l
I Guía Turística I

I Guías Telefónicas

 
HOME | Titulares | Diarios | Radios | TV.| Buscadores | Economía | Agencias | Alternativos |  Mail
 

Buscador 
de Noticias en espa
ñol

 
 
 
 
 
 
 
 
 

Director: Rodrigo Guevara

Hora mundial

Tiempo en el Mundo

 

SECCIONES

 

CONTRAINFORMACION  

Los efectos globales de un USA-colapso

El "abismo fiscal" acelera el colapso económico en EEUU

 

 (IAR Noticias) 14-Noviembre-2012

En  medio de una desaceleración de la  economía global, la amenaza del "abismo fiscal" (con ajustes y subas de impuestos programados) y los números en rojo que surgen del conjunto de las variables de la primera economía imperial invalidan cualquier hipótesis de recuperación inmediata de la crisis que ya ha devenido de económica a social en todo el territorio de EEUU.

Por Manuel Freytas (*)
manuelfreytas@iarnoticias.com

Barack Obama ganó su reelección al frente del Imperio pero lo que le espera a su segunda gestión no es un lecho de rosas. Los números en rojo de la economía de EEUU (en medio de una crisis financiera que ya golpea con fuerza a los principales Estados de la Unión Europea), dibuja un panorama incierto marcado por la persistencia del desempleo, la baja del consumo y un recrudecimiento del déficit fiscal, lo que hace temer una recaída de la crisis.

En su segundo mandato Obama se enfrenta al llamado “abismo fiscal” (fiscal cliff), que tiene  como única salida  brusco aumento de los impuestos, sumado a un recorte de los gastos que recaerá sobre el 90 por ciento de las familias norteamericanas.

Los dos mecanismos del “fiscal cliff” arrancarán simultáneamente, entre fines de diciembre de 2012 y principios de enero de 2013. Esto fue porque Obama y el Congreso dominado por los republicanos llegaron a un pacto que postergó la solución del tema del déficit fiscal, que suma un billón de dólares anuales.

En ese escenario, se perfilan los ajustes pendientes y la reducción de los beneficios sociales que, sumados al crecimiento de la pobreza, generan el fantasma de una crisis social con huelgas y movilizaciones que hasta hace poco parecía impensable en la primera potencia imperial.

Hay una certeza generalizada entre los especialistas: La no reactivación plena del consumo y la persistencia crónica del desempleo con una tasa del 9,3% complica todas las variables de la recuperación económica de EEUU.

La sombra de una insolvencia de pago generalizada (producida por el déficit y la baja de recaudación fiscal) hace temer a los analistas del sistema un rebrote de la crisis financiera en EEUU, no ya a nivel de los bancos y entidades privadas, sino a nivel del propio Estado norteamericano.

Una nueva crisis financiera con recesión económica en la primera potencia imperial impactaría globalmente en la Unión Europea, América Latina, China y los países asiáticos que tienen en EEUU al principal comprador de materias primas, productos elaborados y servicios.  

Según The Wall Street Journal, el vocero más influyente del poder financiero de EEUU: La crisis (endeudamiento y baja de recaudación) de los Estados de la Unión, agrava el desempleo (desocupación y recortes salariales) y ya extiende los ajustes (reducción de planes sociales) a todo el territorio de EEUU.

Este proceso de sobreendeudamiento (agregado a la caída de la recaudación por la desaceleración económica) no sólo amenaza la estabilidad económica y la "gobernabilidad" del sistema en EEUU, sino que también (y como ya sucedió con los bancos y empresas privadas) puede hacer colapsar en cadena a los propios Estados de la Unión.

El factor más importante para la evolución de la economía estadounidense en este momento es el llamado "abismo fiscal". Si el gobierno y el Congreso no alcanzan un acuerdo, a partir del 1 de enero entrarán en vigor un alza de impuestos de US$532.000 millones y recortes de gastos del orden de US$136.000 millones.

Esto tendría un gran impacto sobre la economía. De acuerdo con los cálculos de la Oficina de Presupuesto del Congreso, la combinación de aumentos de impuestos y reducciones de gasto podría provocar una contracción de 0,5% el próximo año y un incremento del desempleo del actual 7,9% a 9,1%.

 En 2010 y 2011, el Congreso esperó hasta el último momento para evitar una subida de impuestos y un incumplimiento del límite máximo de la deuda estadounidense, respectivamente, causando estragos en los mercados.

Algunos gestores de fondos esperan lo peor. "Estamos recomendando a nuestros clientes que asuman que los cambios entrarán en vigor el 1 de enero", dice Aaron Gurwitz, director de inversiones de la división de administración de patrimonio e inversiones de Barclays BARC.LN.


Según  Lew Altfest, director de inversiones de Altfest Personal Wealth Management, en Nueva York. la cercanía de los plazos podría producir en los mercados una volatilidad similar a la que tuvo lugar durante el debate sobre el techo de la deuda a mediados de 2011,

El índice bursátil Standard & Poor's 500 cayó 3,6% en julio de 2011 y volvió a hundirse después de que S&P rebajara la calificación de EE.UU. debido a la cada vez más inestable situación política. Posteriormente, las acciones se recuperaron.

Los expertos  advierten que los rendimientos de los bonos estadounidenses podrían caer todavía más si los legisladores no eluden pronto el "abismo fiscal". El retorno de los bonos del Tesoro a 10 años, que se mueve en la dirección opuesta a la dirección del precio, descendió de 1,74% a 1,63% en los dos días posteriores a la elección.

"El abismo fiscal está más cerca, y eso pareció golpear a los inversionistas con mucho más impacto de lo que se esperaba", dice Andrew Wilkinson, jefe de estrategia económica en la firma de operaciones Miller Tabak, en Nueva York. "El aumento del dólar seguirá adelante hasta que oigamos algo constructivo en los debates".

Si el "abismo fiscal" no se resuelve pronto, sin embargo, el dólar podría debilitarse. En ese caso, los inversionistas podrían considerar divisas de mercados emergentes, como el peso mexicano, el won surcoreano y el dólar taiwanés, señala Alan Ruskin, estratega de Deutsche Bank DBK.XE +0.53%.

El efecto global de un colapso de EEUU

Una recesión económica en EEUU impactaría globalmente en América Latina, China y los países asiáticos que tienen en Estados Unidos al principal comprador de materias primas, productos elaborados y servicios.

Por su entrelazamiento e interdependencia global, hay tres procesos centrales que determinan por estos días el curso de la economía mundial: La crisis fiscal de EEUU, la crisis fiscal de Europa, y la crisis comercial EEUU-China. De esa relación estratégica, depende el equilibrio, o el desequilibrio, del resto de las economías de las áreas periféricas de Asia, África y América Latina.

La UE, en bloque, es la segunda economía mundial, detrás de EEUU.

China, individualmente, ya es, según la mayoría de los analistas, la segunda economía y potencia exportadora mundial detrás de EEUU.

Juntas, esas tres economías centrales (EEUU-UE-China) suman más del 50% del PBI mundial, y están completamente interrelacionadas (son dependientes entre sí) a través del comercio de importación y exportación. Además, China, tiene sus reservas en dólares (US$ 2,3 billones) lo que la ata al destino de la economía norteamericana, para bien o para mal.

Esto significa que: Cualquier desequilibrio en las economías de EEUU (en crisis fiscal) y la UE (en crisis fiscal), impacta directamente en China (en crecimiento pero con problemas potenciales), que arrastra detrás de su expansión económica exportadora al resto de las poderosas economías asiáticas, como Japón, Corea del Sur, Indonesia, India y Taiwán, entre otras (Si se suman estas economías asiáticas a las de EEUU-UE-China, se supera largamente el 70% del PBI mundial).

En el nuevo escenario dominado por la crisis, EEUU no solamente es el primer comprador de productos chinos, sino que además China es el principal acreedor de la primera potencia imperial.

El entrelazamiento financiero y comercial que existen entre ambas economías (la primera y la tercera en el orden mundial capitalista) las convierte casi en hermanas simbióticas: Si se cae China se cae EEUU, y viceversa.

Pero eso no es todo: La Unión Europea, la segunda economía mundial y el otro gran comprador (en bloque) de manufacturas chinas, y con su comercio exterior entrelazado con el de EEUU, integra este trípode de economía capitalista interdependiente anudado por el cordón umbilical chino.

EEUU, la Unión Europea y China, además de representar más del 40% del PBI mundial, son los mayores importadores mundiales de materias primas y energía (petróleo y gas), por lo que se puede inferir que si se paralizan esas economías capitalistas centrales se derrumbarían inmediatamente por efecto dominó todas las economías exportadoras del mundo emergente y periférico.

A su vez, del equilibrio económico del eje EEUU-UE-China (principalmente de China y de los países asiáticos) dependen las exportaciones de petróleo y materias primas, el motor de crecimiento central de los países subdesarrollados y emergentes de Asia, África y América Latina.

En este tablero del "feed back" económico mundial, un colapso del Estado norteamericano conduciría al resto de las economías y Estados centrales a nuevas crisis fiscales y a un proceso generalizado de "insolvencia de pago" que colapsaría al sistema capitalista escala global.


(*) Manuel Freytas es periodista, investigador, analista de estructuras del poder, especialista en inteligencia y comunicación estratégica. Es uno de los autores más difundidos y referenciados en la Web.
Ver sus trabajos en Google y en IAR Noticias

 **********

  HOME

© Copyright 2012 iarnoticias.com | Derechos reservados | Director Rodrigo Guevara

 

Se autoriza el libre uso, impresión y distribución de toda la información editada, siempre y cuando no sea utilizada para fines comerciales y sea citada la fuente.

Resolución óptima: 800 x 600

contactos@iarnoticias.com